Jóvenes fascistas, su agenda política

En el Auditorio de Leyes de la Universidad de Guadalajara se pronunció por Salvador Allende el mejor discurso hasta ahora dirigido a la juventud. En el aniversario de su asesinato, cada once de septiembre, las redes sociales se inundan de carteles que resumen su mensaje aquel día: “Ser joven y no ser revolucionario es una contradicción hasta biológicaS.

e hace un llamamiento así a la generación que cuestiona las actitudes de la generación anterior, en España son los más republicanos en contraposición a una Monarquía Parlamentaria, creen en un país federal frente a un país de autonomías.D

urante casi una década, desde que comenzó a organizarse esa Juventud sin Futuro que dio paso al movimiento del 15M y más tarde se organizó políticamente en torno a los círculos de Podemos, en la Ciencia Política y en la Sociología española se argumentaba la fractura del sistema de partidos que nos caracterizaba, a favor de organizaciones situadas a la izquierda del panorama electoral, pero no de la derecha, puesto que la preocupación por la desigualdad de la sociedad española y la posición ideológica lo hacía imposible. Esta cuestión es un resumen simplista de la opinión de la expresidenta del CIS, Belén Barreiro, que indaga con muchísima más profundidad en su libro “La sociedad que seremos”. Esas cuatro Españas de las que habla Barreiro en 2017 (digital, analógica, empobrecida y acomodada) rechazan la desigualdad y la solidaridad es transversal. El 2010, el CIS registraba que el 90% de los electores de extrema derecha votaba al Partido Popular.

En esta casi última década, hemos estado muy atentos a lo que ocurría a la izquierda y hemos hecho el ejercicio de política europea comparada correspondiente para analizar porque había extrema derecha en todas partes menos aquí. Y al levantar la vista de los libros les hemos visto de frente en nuestras calles, ya no parecen tan pocos y están empezando a introducir temas en la agenda pública.

La principal diferencia entre lo que se decía de la extrema derecha antes y lo que se dice ahora radica en que el partido conservador, el Partido Popular, no atrae a esos electores, tampoco lo hace Ciudadanos ni si quiera entre los fascistas jóvenes.

Puedes seguir leyendo en Público https://blogs.publico.es/econonuestra/2018/11/28/jovenes-fascistas-su-agenda-politica/

Anuncios
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: